Telefónica buscará la convergencia en Brasil tras cerrar la integración de GVT

tv paga de telefonica vivo

Tras haber concluido con la integración de GVT bajo la marca Vivo, Telefónica Brasil buscará la convergencia de servicios a través de su extensa red de fibra.

A partir de ahora, la marca Vivo Tudo cubrirá los negocios de televisión de pago, telefónica móvil y fija, banda ancha móvil y fija y servicios digitales. Así se pone fin a un proceso de integración que ha durado 10 meses y que comenzó en junio de 2015, después de que la compañía española obtuviese el permiso para adquirir GVT.

En esta nueva etapa de Telefónica Brasil, la teleco señala la convergencia como una prioridad, empezando por ofrecer servicios empaquetados de triple-play, preparando el despliegue inmediato de cuádruple-play y mirando de reojo al 5-play, que incluirá TV paga y servicios de voz y banda ancha fijos y móviles.

Estos objetivos tienen mucho que ver con las infraestructuras adquiridas a través de GVT. Mientras que la red de fibra propia de Telefónica no era muy extensa, ahora la compañía tiene acceso a casi 17 millones de hogares conectados a la red FTTH (fibre-to-the-home) en 186 ciudades. Además, los planes incluyen conectar 2.7 millones de hogares más durante 2016.

“Hemos trabajado duro para que la fusión cree nuevo valor para clientes, socios, accionistas y el propio país, que ahora recibirá más inversiones ya que nos hemos convertimos en una empresa de telecomunicaciones más fuerte”, señaló Amos Genish, presidente y CEO de Telefónica Vivo.

Según los datos oficiales, Telefónica es, contando ya con GVT, el tercer operador de TV paga más grande de Brasil, con casi un 10% del mercado por detrás de AT&T y América Móvil.